14.2 C
Buenos Aires
miércoles, junio 19, 2024
More

    Una joven sufrió un intento de asalto en Villa Rosa y se defendió a los golpes

    Mas Leídos

    La víctima practica kick boxing y logró poner en fuga a dos motochorros. Ocurrió en el centro de la localidad.

    Un violento intento de asalto ocurrió en la tarde-noche del martes, en el centro de la localidad de Villa Rosa. Allí, una joven fue atacada y amenazada con un arma de fuego por dos delincuentes que querían robarle sus pertenencias. Sin embargo, la chica opuso resistencia y alcanzó a golpear a uno de los delincuentes, obligándonos a desistir de sus intenciones y fugarse.

    El hecho tuvo lugar pasadas las 19, cuando la víctima -una joven de 23 años- había salido de su vivienda ubicada en el barrio Luchetti con la intención de comprar mercadería en el centro de la localidad. Según la reconstrucción, llegó a un almacén del barrio Grosso, realizó la compra y, a su regreso, pasó por la estación ferroviaria, retomando por la calle Santa Rosa.

    Cuando ya caminaba por la mitad de la cuadra fue sobrepasada por una moto de color oscura, posiblemente de 125 cc, que era abordaba por un sujeto y se detuvo en la esquina de la calle Moreno, observándola a ella.

    La víctima caminaba hacia esa esquina y, unos 20 metros antes de llegar, fue sorprendida desde atrás por otro sujeto, que habría descendido de la misma moto, quien con una arma de fuego en la mano la amenazó de muerte intentando robarle el celular, su cartera y las dos bolsas de mercaderías que llevaba consigo.

    Allí comenzó un forcejeo con claras intenciones de resistencia por parte de la víctima, hasta que en un determinado momento, la joven -que practica kick boxing- alcanzó a aplicar un certero golpe de puño sobre el rostro del delincuente, haciéndole caer el arma y obligándolo a desistir del asalto. El sujeto solo atinó a escapar a toda carrera, abordando de un salto la moto que lo estaba aguardando con el motor en marcha y fugar rápidamente por la calle Moreno -con dirección a Rivadavia- en compañía del otro cómplice que la abordaba.

    La joven víctima llegó a su domicilio en estado de shock, contándole lo ocurrido a su familia. Según la joven, el delincuente que la abordó era de apariencia delgada, de alrededor de 1,80m de altura, de unos 20 o 25 años de edad y llevaba puesto un buzo gris, con su cabeza envuelta por una bufanda blanca.

    Seguí Informado

    Novedades Zonales

    Notas más comentadas