8.9 C
Buenos Aires
lunes, junio 24, 2024
More

    Entre lágrimas, Milei inauguró el busto de Menem en Casa Rosada: «Es un acto de justicia»

    Mas Leídos

    SALÓN DE LOS BUSTOS – El presidente Javier Milei inauguró el busto del exmandatario Carlos Saúl Menem en Casa Rosada y, entre lágrimas, afirmó que se trató de «un acto de justicia» en homenaje al “mejor presidente de la historia”.

    Ante la presencia de funcionarios, familiares y amigos del exmandatario, el líder libertario destacó la trayectoria del riojano y, visiblemente emocionado, ensalzó su figura.

    “Hoy estamos haciendo un acto de justicia. Estamos reconociendo su liderazgo, su trayectoria política y sus gobiernos”, remarcó el Presidente, y añadió: “Estamos haciendo homenaje al mejor Presidente de los últimos 40 años, al menos”.

    Según planteó, Menem “recibió una catástrofe hiperinflacionaria y entregó a su sucesor en 1999 un país ordenado, estable y con un PBI per cápita 60% más alto que el del ‘89”, además de “ubicar a la Argentina entre los protagonistas emergentes de la nueva globalización”, logros que “lideró con audacia, intuición y pragmatismo”.

    Asimismo, contó una anécdota en la que el riojano durante una cena compartida vaticinó su futuro presidencial: «Me dijo ‘vos vas a ser presidente de la Argentina, pero lo vas a hacer mejor, porque vos no solo tenés la intuición y el coraje, sino que tenés el conocimiento’, yo le dije ‘Carlos, yo odio la política’, y me dijo ‘yo nunca me equivoco. Vos escúchame, nunca me equivoco’”.

    Monseñor Adrián Guedes, presente en la ceremonia.

    El fundador de la Libertad Avanza estructuró su discurso en dos: un primer bloque donde destacó la figura política de Carlos Menem, y una segunda dedicada a anécdotas en común.

    También destacó la relación personal entre los hermanos Carlos y Eduardo Menem, al sostener que el exsenador fue “el ángel de la guarda” del presidente peronista que “fue privado de su libertad desde 1976 a 1981, estuvo preso en un barco en Magdalena, Mar del Plata, Tandil y Las Lomitas, y varias veces al borde de ser desaparecido pero tuvo la custodia de su ángel de la guarda, su hermano Eduardo”.

    Reasignación de los bustos

    En otro pasaje del acto, Milei hizo eco del reordenamiento de los bustos en la Galería ubicada en la planta baja de Casa Rosada, que tiene ahora a Carlos Menem en un lugar central, sobre el atril que antes ocupaba Néstor Kirchner, reubicado al fondo de la sala.

    Durante su discurso, el mandatario se comparó con algunos expresidentes como Domingo Faustino Sarmiento, al recordar que “también le decían el loco”, y con Carlos Pellegrini, al que definió como “el piloto de tormentas” y “la cara del ajuste”.

    “Está el busto de Sarmiento, alguien con un coraje fuerte, un hombre que si bien era culto no era el adalid de las formas, pero tenía el coraje que tenía que tener para hacer las cosas que hizo, y ser uno de los grandes presidentes de la historia Argentina, ser un precursor en la idea del capital humano como factor de crecimiento y que dicho sea de paso también le decían el loco”, desatacó.

    En la misma línea, el jefe de Estado continuó: “Después está el busto de Carlos Pellegrini que asumió en el medio de una crisis monumental e hizo lo que tenía que hacer, sin importar las consecuencias políticas de ello”.

    “Él le había puesto la cara al ajuste y en ese momento no era tan fácil comunicar como es ahora. Sin embargo, la historia lo recuerda como el piloto de tormentas”, subrayó.

    Por último, destacó también el busto de Julio Argentino Roca, el dos veces presidente de la Argentina, al afirmar que “si no fuera por el Carlos [Menem], hubiera sido el mejor presidente de la historia”.

    Fue la hija del ex Presidente, Zulema Menem la encargada de cursar las invitaciones al evento. Con una lista de más de 80 invitados, destacaron el ex vicepresidente, Carlos Ruckauf; el ex ministro del Interior, Carlos Corach; el exsenador Eduardo Menem; el expresidente Ramón Puertas, entre otros.

    En representación del Gobierno, ubicados en la primera línea dieron el presente el titular de la Cámara de Diputados, Martín Menem; la secretaria General de la Presidencia, Karina Milei; los ministros Guillermo Francos (Interior) y Sandra Pettovello (Capital Humano); y el Subsecretario de Gestión Institucional de la Secretaría General de la Presidencia, Eduardo “Lule” Menem.

    Una hilera detrás se sentaron el Secretario de Legal y Técnica, Javier Herrera Bravo; el vocero presidencial, Manuel Adorni y su esposa, el Secretario de Prensa, Eduardo Serenellini; y el legislador bonaerense Agustín Romo.

    El agradecimiento de la familia Menem

    «Quiero agradecer desde lo más profundo de mi corazón que finalmente se concrete en este año, en una fecha con tan importante significado», señaló Zulemita Menem, hija del fallecido exjefe de Estado, en alusión al aniversario número 35 del triunfo del dirigente peronista en las elecciones de 1989.

    En su discurso, Zulemita afirmó estar «muy honrada» de su padre, a quien definió como «un caballero de la política». «Le deseo, como ciudadana, todo el éxito que su dedicación y tarea merecen«, expresó la hija de Carlos Menem, dirigiéndose a Milei.

    A su turno, Eduardo Menem, agradeció a los hermanos Milei por el homenaje, y se dedicó a resaltar la figura de su hermano durante su exposición que se prolongó por 25 minutos.

    “El presidente Milei aún antes de ser presidente tuvo la valentía de resaltar y hablar lo que había sido el primer gobierno del presidente que calificó como el mejor gobierno de la historia”, destacó ante la mirada atenta del libertario, ubicado en la primera fila.

    “Reconozco su valentía porque cuando alguien habla bien del Menem sale el elenco de denostadores. Reconozco su deferencia al fijar estar fecha porque fue el día que Carlos ganó por primera vez la presidencia”, concluyó.

    Seguí Informado

    Novedades Zonales

    Notas más comentadas